El grupo químico y farmacéutico alemán Bayer prevé más demandas por el efecto cancerígeno del herbicida glifosato de Monsanto, luego que 8.700 enfermos en Estados Unidos demandaron a su filial Monsanto, desde el primer semestre hasta el 28 de agosto del año en curso.
Foto: Lit Cit.-

El grupo químico y farmacéutico alemán Bayer prevé más demandas por el efecto cancerígeno del herbicida glifosato de Monsanto, luego que 8.700 enfermos en Estados Unidos demandaron a su filial Monsanto, desde el primer semestre hasta el 28 de agosto del año en curso.

“La mayoría de los enfermos han presentado sus demandas en juzgados estatales en Misuri, Delaware y California y el resto en diversos tribunales confederales", dijo Bayer en el balance semestral.

La multinacional alemana asegura que dispone de 800 estudios científicos que demuestran que el glifosato no es cancerígeno, que va a estudiar la decisión judicial del Tribunal de San Francisco y que presentará una apelación en caso necesario.

El caso Johnson

El Tribunal de Jurados de San Francisco consideró en agosto que Monsanto no advirtió correctamente del riesgo para la salud del uso del herbicida Roundup de Monsanto, que tiene glifosato, y obligó a pagar una indemnización de 289 millones de dólares a DeWayne Johnson, un padre de familia de 46 años y antiguo encargado de campo, que considera que el glifosato que empleaba con frecuencia le ha causado el cáncer linfático terminal que padece.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) consideró que el glifosato, que no afecta a los cultivos genéticamente modificados, es "probablemente cancerígeno". Pero la Unión Europea logró en noviembre de 2017 un acuerdo para renovar por cinco años la licencia del glifosato, con el respaldo de 18 países, entre ellos Alemania, por la inexistencia de otra opción herbicida.

El beneficio neto de Bayer bajó en el primer semestre un 16,8 %, hasta 2.753 millones de euros, por gastos extraordinarios tras la adquisición de Monsanto y la desinversión del productor de plásticos Covestro.

Berlín, 5 de septiembre de 2018.-

Por Redacción Ecos Ecología.

Comments powered by CComment