Procurador Carrillo advierte el peligro que corre la institucionalidad colombiana

El procurador general de la nación Fernando Carrillo Flórez dijo que Colombia está viviendo momentos oscuros en orden público y en materia social, que pueden llevar a naufragar a la institucionalidad colombiana.
Foto: Twitter.

El procurador general de la nación Fernando Carrillo Flórez dijo que Colombia está viviendo momentos oscuros en orden público y en materia social, que pueden llevar a naufragar a la institucionalidad colombiana. Exhortó al Gobierno para que lidere consensos y permitan lograr las reformas políticas, económicas y sociales que preserven el Estado Social de Derecho instaurado en la Constitución.

“Esta es una gran prueba de fuego para la democracia, para el Estado de Derecho y si nos seguimos equivocando, pensando en los extremismos y los radicalismos, en esta tormenta tan salvaje que estamos viviendo, no vamos a llegar a puerto seguro, vamos a naufragar”, advirtió el jefe del Ministerio Público Fernando Carrillo Flórez, a través de 6 A M Hoy por Hoy de Caracol Radio y que dirige Gustavo Gómez.

Fue contundente en cuestionar el destino que el Gobierno le está dando a los casi $30 billones destinados para atender la pandemia del coronavirus y  advirtió que en Colombia ya hay más de 8 millones más de pobres, “y uno se pregunta a dónde están llegando los recursos de la pandemia?”, se interrogó el procurador Carrillo Flórez.   

Destacó el jefe del Ministerio Público que “el país necesita en estas horas aciagas grandes acuerdos nacionales. El Gobierno debe interpretar el momento histórico que se está viviendo y convocar a actores sociales y políticos a consensos. Requiere por lo menos intentarlo, suena como utópico por la radicalización  de las posiciones frente a todo, pero es la única fórmula para salir adelante”.  

Reforma no es debilitar la Policía

El Procurador Carrillo Flórez dijo que se adelanta la investigación por los hechos de la fuerza policial y que llevaron no solo la muerte del abogado Javier Ordoñez, sino también a 13 personas más por los hechos vandálicos en las manifestaciones la semana anterior.

Dijo que la alcaldesa de Bogotá al visitarlo en su despacho le entregó 119 denuncias donde hay más o menos 65 hechos donde hubo utilización de arma de fuego, lo que es absolutamente preocupante”, afirmó Carrillo quien señaló que no se puede anticipar a los resultados de dicha investigación, pero agregó que se debe minimizar el daño que se le hace a otra persona utilizando ese tipo de armas y que causaron la muerte al ciudadano Ordoñez.

Al insistir en buscar la necesidad de consensos para resolver cómo pueden salir fortalecidas las instituciones, el procurador Carrillo Flórez fue enfático en manifestar que “Lo mínimo que se quiere es no debilitar la policía y lo mínimo que se quiere es una policía  mucho más civil, más moderna, más humana, más transparente y mucho más dispuesta a responder”.

El jefe del Ministerio Público afirmó que no ha recibido el informe de la necropsia y dijo que esos informes forenses son esenciales. “Además de la carta al Ministro de Defensa se le solicitó al Director de la Policía, por parte de nuestro Procurador Delegado de la Fuerza Pública,  la relación pormenorizada del inventario de todas esas armas que se usaron esa noche, cómo se usaron, de qué munición, de qué tipo de proyectiles, qué explosivos, en fin, de lo que fue ese despliegue, quiénes lo usaron, dónde los reclamaron y qué relación tiene de causalidad con las muertes de ese 9 de septiembre, es decir, definir si hubo uso arbitrario o abusivo de la fuerza o en algunos casos si  fue en legítima defensa”.

Carrillo Flórez dijo que la reforma a la institución policial se ha tratado desde hace 30 años en la Asamblea Nacional Constituyente para que fuera un cuerpo civil. “La policía tiene naturaleza civil y por ende cualquier tipo de relación con lo militar tiene que ser absolutamente excepcional”, afirmó tras destacar que en el caso particular de acciones que se salen de la prestación del servicio, que no tiene una relación de causalidad con el ejercicio, por supuesto no tiene por qué cobijarlo la justicia penal militar. Eso nos remite, a la necesidad de reformas”.

Agregó que la policía es una institución capital para la democracia, por eso dijo que es la hora de armar un espacio, convocar a las fuerzas sociales, políticas, a examinar y definir si debe pertenecer al ministerio del interior o al de  defensa, o como lo han hecho en otros países, creando un Ministerio de Seguridad Ciudadana.

“Darle el tono y naturaleza de carácter civil porque no es una fuerza militar, es una fuerza que debe estar al lado de la ciudadanía, respetando los DH HH, cumpliendo a cabalidad con todos esos compromisos internacionales”, manifestó el Jefe del Ministerio Público, quien fue categórico en afirmar que la policía “no está preparada para manejar la protesta social”.

Bogotá, D. C, 14 de septiembre de 2020

Redacción Ecos Nacional.

Comments powered by CComment