Tecnología

Un Banco de Tecnología para ayudar a países menos adelantados

Gebze, 4 de junio de 2018. Por Felicia Saturno Hartt. Foto: ONU Press.-  El mundo de la Tecnología y el Desarrollo Democratizador nos tiene una excelente noticia: Representantes de Naciones Unidas y del Gobierno de Turquía inauguraron en Gebze, en el noroeste de Turquía, el Banco de Tecnología para los Países Menos Adelantados (PMA), un mecanismo para su desarrollo científico y técnico.

La creación de la nueva entidad, que fue aprobada por la resolución 71/251 de la Asamblea General de la ONU, de diciembre 2016 y es una de las piezas clave para mejorar la aplicación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Agenda 2030, en los 48 estados que comprenden el grupo de los PMA, hace realidad el objetivo de incluir a los países menos adelantados en la Revolución Tecnológica.

Según la Alta Representante de la ONU para los PMA, “el Banco de Tecnología tiene un enorme potencial para abordar una de las grandes brechas nuevas de nuestro tiempo: el acceso a la ciencia, la tecnología y la capacidad de innovar” y estará al servicio de los países más pobres del mundo.

La ceremonia de entrega del edificio del Banco por parte de las autoridades turcas a las Naciones Unidas se produjo este domingo, 3 de junio. La construcción está ubicada en el Parque Tecnológico del Campus de Mármara (MARTEK) en la localidad de Gebze, en la provincia de Kocaeli.

Entre los participantes al evento se encontraban la Secretaria General Adjunta de las Naciones Unidas, Amina Mohammed; el Dr. Faruk Özlü, Ministro de Ciencia, Industria y Tecnología de Turquía, el Dr. Mohamed Saeed Al-Sadi, Ministro de Planificación y Cooperación Internacional de Yemen y Marianne Hagen, Secretaria de Estado del Ministerio de Relaciones Exteriores de Noruega.

"La inauguración representa un hito importante para ayudar a los países menos adelantados a aprovechar los beneficios de la ciencia, la tecnología y la innovación. No dejar a nadie atrás es clave para la Agenda 2030 y este nuevo Banco ayudará a los más vulnerables mientras aspiran a forjar un futuro sostenible y próspero para las próximas generaciones", dijo Mohammed.

El Consejo de Administración del Banco Tecnológico se reunió, por primera vez, a finales de noviembre del año pasado y aprobó el plan de trabajo y el presupuesto para 2018.

En colaboración con todos los organismos pertinentes de ONU, las actividades del Banco se iniciarán con los estudios científicos, tecnológicos y de innovación, junto a la evaluación de las necesidades en materia de tecnología, en cinco de los países menos adelantados: Guinea, Haití, Sudán, Timor-Leste y Uganda.

La Institución trabajará en colaboración con otras entidades de la ONU para promover el acceso digital a la investigación y al conocimiento y se espera que mejore el uso de soluciones científicas y tecnológicas, para promover la transformación estructural de sus economías, erradicar la pobreza, fomentar el desarrollo sostenible e integrar a los países menos adelantados en la economía mundial basada en el conocimiento.