Principales

Para Noruega ha sido un honor acompañar a Colombia en el proceso de paz

Bogotá, D. C, 9 de abril de 2018. Por SIG.- Así lo afirmó la Primera Ministra d Noruega, Erna Solberg, quien le manifestó al Presidente Juan Manuel Santos en la Casa de Nariño el compromiso de ese país europeo para seguir ayudando desde el punto de vista político y económico a la paz de Colombia a la que calificó como un ejemplo para el mundo.

“Para nosotros ha sido un honor acompañar a Colombia en este recorrido”, destacó Solberg, al señalar que la implementación de los acuerdos “tiene que continuar”, tras felicitar al Presidente Santos a quien le dijo que “nos sentimos muy orgullosos del trabajo que ha hecho Colombia en el logro de la paz”.

La Primera Ministra de Noruega señaló que el proceso de paz en Colombia “es considerado un modelo que está siendo seguido con muchísimo interés en todas partes del mundo” y fue clara en manifestar que la negociación política es la única forma de “poner fin a las guerras internas”, así que esto es “un logro para Colombia y un ejemplo para el mundo entero”, añadió.

Se mostró complacida por la reanudación de los diálogos con el ELN y dijo que entiende que no fue una decisión fácil regresar a la mesa de negociación pero “Noruega está decidida a apoyar el diálogo tanto financiera como políticamente”.

Igualmente, al hacer pública su preocupación por las muertes violentas de líderes sociales y excombatientes de las Farc, afirmó que “la implementación del proceso es muy importante para ponerle fin a todas estas atrocidades”.

Crisis de Venezuela

La Primera Ministra Solberg se refirió a la crisis política y humanitaria de Venezuela y anunció que  “Noruega decidió destinar un millón de dólares de ayuda humanitaria a los venezolanos vulnerables y la mitad de esta suma irá a los refugiados venezolanos que habitan en Colombia”.

Destacó que Colombia es el socio más importante de Noruega en la lucha contra el cambio climático junto con Reino Unido y Alemania y dijo que las relaciones de Colombia y Noruega “van mucho más allá del proceso de paz”.

“Tenemos una relación de vieja data que esperamos fortalecer”, puntualizó la Primera Ministra noruega Erna Solberg.