Personaje

Mujica, Colombia y el futuro de América Latina

Bogotá, D.C, enero 9 de 2018.- Redacción Ecos. Foto: SIG.- El expresidente uruguayo Pepe Mujica cada vez que pisa tierra colombiana deja unas huellas contundentes que destacan el esfuerzo de Colombia por sacar adelante el proceso de paz y a la vez alerta sobre los peligros que corre si nuestra nación fracasa en este esfuerzo por lograr la reconciliación nacional.

Desde Cartagena hizo unos importantes pronunciamientos sobre el tema de la paz con la presencia del Presidente Juan Manuel Santos y otros mandatarios iberoamericanos que fueron garantes de la negociación firmada entre el Gobierno y las Farc.

Apartes de su disertación son las siguientes:

"Es imposible pedirle a una sociedad que atienda su desigualdad e injusticia social si mantiene una guerra con alto costo. La guerra no es una cuestión de quienes están o no están en la selva... la guerra  afecta a todos en este país. Colombia es un país que asusta por la potencialidad de su territorio y la belleza de su gente. La paz es un tema de conveniencia global, para hacer una sociedad superior.

¿Cómo le decimos a alguien que se entregue y que le vas a meter 30 años de cárcel? Así no funciona. Así no ha funcionado en ninguna parte del mundo. Si no se desarma, lo tenés que perseguir por el resto de la vida, con un alto costo. Hay mucho dolor y mucha deuda, pero hay mucho más porvenir. Hay que tener el coraje de mirar hacia el porvenir y no mirar a los 50 años de atrás de retraso.

El pasado no es reparable completamente en ninguna parte de la tierra. O piensas en tus abuelos o piensas en tus hijos. Tengo autoridad para decir esto. Tengo 14 años de preso, pero no me dejé ganar por el odio, ni me dediqué a perseguir a quienes me tuvieron preso, porque le trasladaba el odio a las generaciones que venían. Es aprender a tolerarse, hay que luchar por una sociedad de derechos, que no será perfecta. 

Los hombres nunca hemos construido cosas perfectas, pero sí cosas mejores. Mi deseo de todo corazón es que el fantasma de la guerra no camine por América Latina. Necesitamos trabajo y tiempo para superar nuestras dificultades. Las decisión es de los colombianos, pero si fracasa esto, fracasará la historia de América Latina".